Músicos Savant

Ciego y autista, este pianista puede tocar cualquier pieza tras escucharla una sola vez.

El síndrome de Savant es una condición rara, pero extraordinaria, en la que las personas con discapacidades mentales graves, incluido el trastorno autista, tienen una “isla de genios” que presenta un marcado contraste incongruente con la discapacidad general. Tanto como una de cada 10 personas con trastorno autista tienen capacidades tan notables en diversos grados, aunque el síndrome de Savant ocurre en otras discapacidades del desarrollo o en otros tipos de lesiones o enfermedades del sistema nervioso central. Cualquiera que sea la habilidad especial de Savant, siempre está vinculada a la memoria masiva.

El caso de Leslie Lemke que nació prematuramente en Milwaukee, Wisconsin en 1952. Al nacer, fue diagnosticado con glaucoma, parálisis cerebral y daño cerebral. Los médicos se vieron obligados a sacarle los ojos. Su madre biológica lo dio en adopción, y May Lemke, una enfermera, lo adoptó cuando tenía seis meses de edad. Para darle de comer, May tuvo que empujar la comida por la garganta. Fue un año antes de que Leslie podía masticar la comida por su cuenta. Se necesitaron siete años de constante cuidado antes de que Leslie mostrara algún progreso. Durante este tiempo, no hizo sonidos ni movimientos y no mostró emociones. Tenía 12 años antes de que aprendiera a estar de pie, y tenía 15 años antes de aprender a caminar.

Cuando tenía 16 años, May encontró a Leslie tocando el Piano el Concierto nº1 de Tchaikovsky a media noche. Lo había escuchado en la televisión.

Existen en la historia algunos caso como el de Leslie Lemke que desafían la lógica y lo compresible.

Lo que todos los savant tienen en común es una memoria prodigiosa, casi extraña. Este tipo de memoria , aunque profunda, también es estrecha, vinculada únicamente a su capacidad particular. Estas habilidades se agrupan en varias categorías principales: música, arte, cálculo matemático y capacidad visual-espacial ( como el caso de un hombre que puede golpear pelotas de golf con enorme precisión, tanto que aterrizan casi donde quiere).

Anuncios

Un comentario

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.